Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio Más información Aceptar
Up

Estudio ginecológico

El estudio básico de la mujer tiene como objetivo conocer su edad biológica y corroborar la integridad del aparato reproductor interno. Para conocer la edad biológica de los ovarios de una mujer es necesario entender el concepto de reserva ovárica, es decir la disponibilidad de ovocitos de buena calidad que una mujer tiene en ese momento reproductivo en concreto. Las determinaciones hormonales de primera fase (FSH, LH, Estradiol y Prolactina) realizadas entre el tercer y quinto día de ciclo, o la realización de pruebas funcionales (Test de Navot), nos ayudaran a conocer esta reserva ovárica y con ello determinar uno de los factores que mejor indican el pronóstico del tratamiento a realizar. También se realizan otras pruebas como la determinación de hormonas específicas (Hormona antimulleriana) o la exploración física ginecológica con ecografía vaginal.

Ecografía vaginal

Clinica Fecundacion in vitro

Nos permite conocer la posición, forma y tamaño del útero. A su vez podremos observar los ovarios, su accesibilidad, la carga de folículos preantrales (dotación folicular - uno de los marcadores de reserva ovárica más importante).


Otras pruebas que pueden recomendarse según la patología de base detectada en cada caso:

Histerosalpingografía

Clinica Fecundacion in vitro

Permite conocer el contorno interno del útero y la permeabilidad de las trompas de Falopio. Consiste en la introducción a través del cuello del útero de un líquido de contraste que rellenará inicialmente la cavidad uterina y posteriormente las trompas de Falopio mientras se realizan radiografías seriadas para valorar el paso de dicho contraste por todo el sistema. Es importante recalcar que se trata de una prueba dinámica, donde las apreciaciones del radiólogo respecto de la facilidad de paso deben tenerse en cuenta. Recomendamos un analgésico-antiinflamatorio, un relajante muscular/ansiolítico y también un antibiótico preventivo para minimizar las posibles molestias que pudiesen ocasionarse. La histrosalpingografia es una de las pruebas que es imprescindible realizar para poder hacer una inseminación artificial.

Histeroscopia

Permite la visualización directa, mediante una lente de una cámara muy pequeña, del interior de la cavidad uterina. Está especialmente indicada en casos de infertilidad (abortos de repetición) o en casos en que por ecografía o clínica sospechamos patología intracavitaria (pólipos, miomas...). Existe una modalidad diagnóstica y otra quirúrgica para poder realizar pequeñas intervenciones cómo la extirpación de un pólipo o la resectoscopia de un tabique vaginal, etc.. En su modalidad diagnóstica, no requiere anestesia y se realiza de forma ambulatoria.

Laparoscopia diagnóstica

Clinica Fecundacion in vitro

Técnica quirúrgica que permite la visualización directa de la superficie de los órganos (útero, ovarios, trompas de Falopio y cavidad pélvica). Dicha visualización se consigue distendiendo el abdomen introduciendo gas (CO2) creando un espacio de exploración óptimo. Se requiere anestesia general que acompaña de un ingreso hospitalario de corta estancia.